Recomendamos

Fuente de belleza y voracidad

20 May, 2018 Etiquetas: , ,

Ahora que Fleetwood Mac anunció que Lindsey Buckingham se retiraba de la banda, Luis Aguilar decidió escribir —en esta entrega de Can Cerbero— sobre la motivaciones, pasiones y soledades del famoso músico.

TEXTO: LUIS AGUILAR

Para Mar.

Una mujer y un hombre formados bajo diferentes visiones del mundo fueron unidos por la música. Él provenía de un hogar sumamente religioso, de una familia que a la distancia podría pensarse fortalecida por el amor. Ella se crió en medio de gritos y peleas que culminaron con el divorcio de sus padres. Juntos renovaron el sonido de Fleetwood Mac.

Antes de su encuentro ninguno de ellos se imaginaba lo que la vida les tenía preparado, simplemente tocaban la guitarra o cantaban, ya sea en el coro de la iglesia o festivales escolares. Todo cambió cuando la bella Stevie Nicks y el galante Lindsey Buckingham se conocieron en una preparatoria de California; el amor entre los dos se dio de forma casi inmediata y respondieron al llamado de la música entregándose por completo a ésta.

No tardaron en componer su primer disco Stevie-Buckingham, que no tuvo el impacto que esperaban. Aferrados, iniciaron una gira por Estados Unidos y en una presentación, corrieron con la suerte de toparse con Mick Fleetwood, baterista de la alineación original del grupo inglés Fleetwood Mac, quien propuso a Lindsey Buckingham integrarse como vocalista de su banda. Buckingham aceptó con dos condiciones: darle libertad para componer y, de la que supongo se arrepintió más de una vez, sumar a la banda a su mujer, Stevie Nicks.

La empatía y entendimiento entre los músicos es casi inmediata. Grabaron el primer disco homónimo Fleetwood Mac. El sonido rock pop hace a los fans olvidarse del blues que caracterizaba la guitarra Peter Green, quien para esos momentos pasaba de una clínica de rehabilitación a otra, combatiendo su adicción a las drogas. Él era el vocalista y componía las melodías.

La fama y reconocimiento es súbita en esta nueva alineación formada por Buckingham [guitarra y voces], Nicks [voces], Fleetwood [baterí]), Cristy Mcgive [piano y voces] y Jonh Mcgive [bajo]. Sus composiciones abrieron las puertas a giras y ventas millonarias. Para otros genios que conformaban la escena musical de finales de los años 60 e inicios de los 70, la calidad musical del grupo, además de la belleza de Nicks, quien disfrutaba de la fama y gustaba de compartir su belleza, no pasa desapercibida.

Así como la música otorga, arrebata. Mientras la banda se encumbraba, principalmente por la potencia en los acordes de la guitarra de Lindsey, su corazón se destrozaba tras los constantes engaños de Stevie, quien, sospecho, para ese momento lo veía como el refugio al cual se llega en momentos de fugaz arrepentimiento por los excesos de alcohol, droga y sexo.

En medio de infidelidades, adicciones, rompimientos, divorcios [Cristy y Jonh eran esposos] y desprecios entre los integrantes, Fleetwood Mac logra grabar y sacar a la luz en 1977 el disco que más reconocimiento le otorgó, Rumors.

Cada una de las canciones de ese material funcionó como reclamo o burla entre ellos. Mientras que de la guitarra de Lindsey salieron extraordinarios sonidos; Stevie, al cantar, sonreía discretamente. Para muestra basta escuchar Go your own way, Dreams, You make love fun o Never going back.

Quizá fueron los engaños de Stevie Nicks lo que impulsó a Buckingham a iniciar una carrera como solista, a pesar de que sus declaraciones —hasta el momento—, dictan que fue el intentar sonidos distintos. Sus canciones no lograron equipararse con las composiciones de Fleetwood Mac, generando críticas negativas sugiriéndole volver con sus antiguos compañeros.

Ni siquiera el tiempo, una esposa y dos hijos consiguen separar la figura de Lindsey Buckingham de Stevie Nicks, quien atravesó por el dolor de un aborto, días repletos de ansiedad y la reconstrucción de su nariz, por su adicción a la cocaína. Sus carreras como solistas jamás despuntaron y es que en una banda son varias las mentes que aportan ideas a una misma canción, no en balde Rumors pertenece al exclusivo club de discos con mayor ventas registradas, conformado por títulos como Thriller, The dark side of the moon o Saturday night fever.

En días pasados se anunció que la banda retiraba definitivamente a Lindsey Buckingham de su alineación. Es una lástima, si bien tienen años sin componer juntos, él es uno de los principales responsables del inconfundible sonido de Fleetwood Mac.

La música es insaciable, inagotable fuente de belleza y voracidad, no le bastó con absorberles horas de desvelo, obtener la pasión de Stevie y Lindsey; arrancó su felicidad y tranquilidad, y en el mejor de los casos, les otorgó fama acompañada de soledad.

Foto de portada:Fleetwood Mac - Rumours by Lawren. Flickr - [CC BY 2.0]


CanCerbero
Can Cerbero
Blog tricéfalo dedicado a la literatura, el cine, la música y la bebida. Un invitado diferente cada mes. Porque cuatro cabezas son mejor que tres. Autores: Enrique I. Castillo | Gonzalo Trinidad Valtierra | Luis Aguilar * Contacto: cancerbero0666@gmail.com



Leave a Reply


Artículo Anterior

La belleza que nació del dolor [II]

Siguiente Artículo

La decadencia moral de la nación [*]





También te recomendamos


Más historias

La belleza que nació del dolor [II]

Beethoven rechaza el contacto con las personas, relata Enrique I. Castillo en esta segunda y última entrega sobre el compositor...

10 May, 2018