Recomendamos

Una búsqueda que no termina

17 Ene, 2018 Etiquetas: , ,

Madres de migrantes centroamericanos desaparecidos recorrieron distintos puntos de México —como hacen desde hace más de diez años— buscando la más mínima pista que les permita encontrar a sus familiares. La fotógrafa Consuelo Pagaza siguió su recorrido y nos comparte algunos de los rostros y momentos más simbólicos de quienes integraron la «XIII Caravana de Madres Centroamericanas, 4,000 KM de Búsqueda, Resistencia y Esperanza».

TEXTO Y FOTOS: CONSUELO PAGAZA

El recorrido inició el 1 de diciembre de 2017. Ese día, las delegaciones de los cuatro países que integraron la XIII Caravana de Madres Centroamericanas [Nicaragua, El Salvador, Honduras y Guatemala] pisaron la Frontera Hidalgo para dar inicio a la ruta que las llevaría a desplazarse por 4 mil kilómetros en México y cruzar 12 estados y 22 localidades del país.

Durante el recorrido, que se prolongó hasta el 18 de diciembre,  las madres y familiares de los migrantes desaparecidos señalaron en reiteradas ocasiones la inseguridad y violencia que enfrentan los migrantes en México. «La ONU ha declarado que los migrantes son especialmente susceptibles de experimentar desaparición forzada debido a su exposición a situaciones de inseguridad y violencia, ambientes de impunidad, múltiples formas de discriminación, la militarización de fronteras y la falta de estadísticas confiables sobre migrantes desaparecidos», señaló el Movimiento Migrante Centroamericano, que aglutina a distintas personas y organizaciones que acompañan y organizan la Caravana, en el comunicado sobre el arranque.

Tampoco quedaron de lado temas como los cambios en las políticas migratorias anunciados por Estados Unidos, que en noviembre pasado informó daba por terminado el programa Estatus de Protección Temporal [TPS, por sus siglas en inglés] para Nicaragua y dio una prórroga a Honduras —ya en este 2018, se hizo un anuncio similar para El Salvador—.

Estos anuncios abren incógnitas sobre el futuro no solo de migrantes de Centroamérica, también sobre la situación en México, país en el que  «A los migrantes, se les culpa por la violencia y el daño que encuentran en su camino […] Cuando se culpa a otros agentes, con frecuencia la atención se centra en las acciones violentas del crimen organizado, sin reconocer el papel directo que ambos estados, tanto México como los Estados Unidos, han desempeñado en la contribución a la vulnerabilidad de los migrantes», expresó el Movimiento en el comunicado citado previamente.

No todo fue negativo en el recorrido. Al finalizar la XIII Caravana, el Movimiento Migrante Mesoamericano informó que se realizaron «7 encuentros de migrantes desaparecidos con sus familiares donde quedó muy claro que solo el activismo social busca y encuentra migrantes».

Así, el 18 de diciembre, las madres y familiares de migrantes desaparecidos dejaron una semilla de esperanza de futuros reencuentros, de seguir haciendo fuerza y resistencia «porque son las familias las que buscamos a nuestros hijos y no las autoridades».

 

La XIII Caravana de Madres Centroamericanas entra por la Frontera Hidalgo para cruzar 12 estados y 22 localidades de México en busca de sus hijos migrantes desaparecidos.

Con un ritual maya se recibió a la Caravana de Madres Centroamericanas. Fue un momento de reflexión, sanación de emociones y para recobrar. Comitán, Chiapas.

Encienden velas durante ritual maya que da la bienvenida a la Caravana de madres.

Madres y padres centroamericanos buscando y exigiendo la aparición de sus hijos migrantes desaparecidos en territorio mexicano. Huitzilac, Chiapas.

Madres centroamericanas preguntan por sus hijos desaparecidos en zonas de tolerancia Huixtla, Chiapas.

Durante la búsqueda en zonas de tolerancia Huixtla, Chiapas.

Como parte de las búsquedas, las madres colocan la fotografía de su familiar desaparecido y de cientos más, para que habitantes de las localidades que visitan les ayuden a identificar algún rostro.

Kata López, coordinadora del colectivo de madres guatemaltecas en busca de sus hijos migrantes desaparecidos, en territorio mexicano.

En esta caravana una de las madre, Dilma Pilar de Escobar, pegó carteles con la fotografía de su hija, Olga Edelmira Romero. Gracias a esta acción, varias personas del lugar reconocieron a la familiar desaparecida.

Dilma al final pudo reunirse con su hija Olga, gracias a las fotografías y a una llamada que realizó una persona que la identificó.

Reencuentro de Catalina Roblero Morales y su hijo Elisandro Reginaldo Roblero. Se volvieron a ver tras dos décadas de incomunicación.

Madre salvadoreña abraza a una mujer hondureña quien se encuentra recluida en un centro penal de San Luis Potosí «es como si pudiera abrazar a mi hijo», expresó. En cada Caravana las madres centroamericanas vistan prisiones en México, en donde además de mostrar la fotografías de sus familiares desaparecidos, conocen las condiciones en que están los migrantes presos, ellas buscan ponerlos en contacto con el cónsul para su acompañamiento legal así como con sus familiares en Centroamérica. La mayoría de los casos de los presos centroamericanos se trata de procesos legales irregulares.

Las madres centroamericanas regresan a sus países de origen después de recorrer 4 mil kilómetros en busca de sus hijos desaparecidos. Durantre su trayecto denunciaron la violencia y desaparición que sufren los migrantes por parte del crimen organizado y autoridades en su paso por México. Dejan, a su paso, una semilla de esperanza de futuros reencuentros, de seguir haciendo fuerza y resistencia «porque son las familias las que buscamos a nuestros hijos y no las autoridades». Hasta encontrarlos.



Consuelo Pagaza
Consuelo Pagaza
Fotoperiodista documental. Sus temas: derechos humanos, cultura y medio ambiente. En Twitter e Instagram: @conchemopa.



Deja un comentario


Artículo Anterior

Casas Vacías

Siguiente Artículo

Hijos de puta





También te recomendamos


Más historias

Casas Vacías

CASAS VACÍASDiálogos y reseñas Abrimos este espacio para el intercambio de ideas, reflexiones, críticas y reseñas sobre...

12 Jan, 2018